Regla y embarazo, ¿es posible?

La menstruación, como hemos comentado en otros artículos anteriores, está rodeada de mitos y tabúes. En esa gran lista de mitos hay uno que suele destacar y es el que afirma que no es posible quedarse embarazada teniendo la regla. Para ir al grano digamos que esto es falso, sí es posible que haya un embarazo aunque la persona esté menstruando. Lo afirmamos de primeras porque hay muchas parejas que mantienen relaciones sexuales sin protección cuando la regla está de por medio y no solo se arriesgan al embarazo sino también a varias Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS). Por ello aquí explicaremos porque sí es posible que pase.

El ciclo

Como ya sabemos cada ciclo en cada cuerpo es diferente. El ciclo es el proceso a través del cual el cuerpo de la mujer se prepara para recibir a un óvulo fecundado. Cuando esto no ocurre, el endometrio se desprende y sucede la menstruación. Los ciclos pueden ser regulares, cortos, largos, irregulares... Como decimos este proceso depende de cada cuerpo y cada mujer pero aunque sean muy distintos casi siempre ocurren entre los 20 y los 35 días y puede durar entre dos y ocho días. Dentro del ciclo hay dos formas en las que sí es posible quedarse embarazada, por ejemplo, si tienes el ciclo corto o si lo tienes irregular. Lo que puede suceder es que confundas la regla con un sangrado irregular por las anteriores variantes.

El sangrado irregular

Este sangrado es preovulatorio. Quizás lo hayas visto o notado, puede suceder antes de que baje la regla sobre todo si eres una persona con ciclo irregular. Este sangrado (en algunos casos aunque no en todos) es indicador de que hay mayor fertilidad porque las hormonas femeninas están revolucionadas. No es esta la única manera en la que puede aparecer este sangrado porque también puede ocurrir fuera de los días normales de tu periodo. Los motivos son muchos: infecciones, embarazo, endometriosis, miomas o por culpa de los anticonceptivos. Esto dentro de una menstruación regular puedes detectarlo y no confundirlo pero si tu periodo es irregular quizás pienses que se trata de la menstruación y te arriesgues al embarazo practicando relaciones sexuales sin preservativo. Que no cunda el pánico, para diferenciarlo fíjate en su consistencia, en su duración y también en su color, puede ser rosadito o marrón y no dura más de 48 horas. En caso de que no sea así, como ya sabes, lo mejor es acudir a un profesional que te diga de qué se trata.

El ciclo corto

Como decíamos entre una regla y otra pueden pasar entre 20 y 25 días pero lo usual y lo ideal es que pase a los 28. Este tiempo puede ser más corto. Si esto sucede puede ser que tanto la menstruación como la ovulación coincidan en el tiempo, lo que haría la combinación para que un embarazo aparezca aunque estés menstruando. Además, hay que sabes que los espermatozoides pueden permanecer vivos durante un tiempo y fecundar al óvulo que se está preparando para ser fecundado mientras que liberamos el otro que ya se preparó para desprenderse.

El ciclo irregular

Las variaciones son bastante peligrosas porque no podremos detectar exactamente cuándo son los días en los que menstruamos, al menos no con precisión. Muchas personas buscan la solución en la píldora anticonceptiva pero no siempre es esta la mejor de las opciones. Los motivos por los que puede variar son muchos, influye la edad, tener alguna enfermedad, algunos medicamentos, tener ovario poliquístico, fumar o trastornos alimenticios como la anorexia. Cuando el ciclo es irregular puede pasar que la ovulación se adelante y no lo sepamos, con lo cual aunque estés menstruando puedes también estar en estado de ovulación y quedarte embarazada.

En cualquier caso si te ocurre algo de este tipo lo mejor es que lo consultes y que tú misma puedas conseguir las herramientas para controlar tus reglas y conocer tu cuerpo.


Publicación más antigua Publicación más reciente

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados